Páginas vistas en total

Mi lista de blogs

DORIS GIBSON PARRA Y FRANCISCO IGARTUA ROVIRA

DORIS GIBSON PARRA Y FRANCISCO IGARTUA ROVIRA
FRANCISCO IGARTUA CON DORIS GIBSON, PIEZA CLAVE EN LA FUNDACION DE OIGA, EN 1950 CONFUNDARIAN CARETAS.

«También la providencia fue bondadosa conmigo, al haberme permitido -poniendo a parte estos años que acabo de relatar- escribir siempre en periódicos de mi propiedad, sin atadura alguna, tomando los riesgos y las decisiones dictadas por mi conciencia en el tono en que se me iba la pluma, no siempre dentro de la mesura que tanto gusta a la gente limeña. Fundé Caretas y Oiga, aunque ésta tuvo un primer nacimiento en noviembre de 1948, ocasión en la que también conté con la ayuda decisiva de Doris Gibson, mi socia, mi colaboradora, mi compañera, mi sostén en Caretas, que apareció el año 50. Pero éste es asunto que he tocado ampliamente en un ensayo sobre la prensa revisteril que publiqué años atrás y que, quién sabe, reaparezca en esta edición con algunas enmiendas y añadiduras». FRANCISCO IGARTUA - «ANDANZAS DE UN PERIODISTA MÁS DE 50 AÑOS DE LUCHA EN EL PERÚ - OIGA 9 DE NOVIEMBRE DE 1992»

Mi lista de blogs

«Cierra Oiga para no prostituir sus banderas, o sea sus ideales que fueron y son de los peruanos amantes de las libertades cívicas, de la democracia y de la tolerancia, aunque seamos intolerantes contra la corrupción, con el juego sucio de los gobernantes y de sus autoridades. El pecado de la revista, su pecado mayor, fue quien sabe ser intransigente con su verdad» FRANCISCO IGARTUA – «ADIÓS CON LA SATISFACCIÓN DE NO HABER CLAUDICADO», EDITORIAL «ADIÓS AMIGOS Y ENEMIGOS», OIGA 5 DE SEPTIEMBRE DE 1995

Mi lista de blogs

CENTRO VASCO PERU

CENTRO VASCO PERU
UNIVERSIDAD DEL PAÍS VASCO

CENTRO VASCO LIMA

CENTRO VASCO LIMA
UNIVERSIDAD DEL PAÍS VASCO

«Siendo la paz el más difícil y, a la vez, el supremo anhelo de los pueblos, las delegaciones presentes en este Segundo Congreso de las Colectividades Vascas, con la serena perspectiva que da la distancia, respaldan a la sociedad vasca, al Gobierno de Euskadi y a las demás instituciones vascas en su empeño por llevar adelante el proceso de paz ya iniciado y en el que todos estamos comprometidos.» FRANCISCO IGARTUA - TEXTO SOMETIDO A LA APROBACION DE LA ASAMBLEA Y QUE FUE APROBADO POR UNANIMIDAD - VITORIA-GASTEIZ, 27 DE OCTUBRE DE 1999.

«Muchos más ejemplos del particularismo vasco, de la identidad euskaldun, se pueden extraer de la lectura de estos ajados documentos americanos, pero el espacio, tirano del periodismo, me obliga a concluir y lo hago con un reclamo cara al futuro. Identidad significa afirmación de lo propio y no agresión a la otredad, afirmación actualizada-repito actualizada- de tradiciones que enriquecen la salud de los pueblos y naciones y las pluralidades del ser humano. No se hace patria odiando a los otros, cerrándonos, sino integrando al sentir, a la vivencia de la comunidad euskaldun, la pluralidad del ser vasco. Por ejemplo, asumiendo como propio -porque lo es- el pensamiento de las grandes personalidades vascas, incluido el de los que han sido reacios al Bizcaitarrismo como es el caso de Unamuno, Baroja, Maeztu, figuras universales y profundamente vascas, tanto que don Miguel se preciaba de serlo afirmando «y yo lo soy puro, por los dieciséis costados». Lo decía con el mismo espíritu con el que los vascos en 1612, comenzaban a reunirse en Euskaletxeak aquí en América» - FRANCISCO IGARTUA - AMERICA Y LAS EUSKALETXEAK - EUSKONEWS & MEDIA 72.ZBK 24-31 DE MARZO 2000

Mi lista de blogs

martes, 6 de agosto de 2013

LA TERCERA

Abril 9 de 1881

CRÓNICA

ELECCIONES EN CHILE. Seis son las candidaturas exhibidas. Las de Domingo Santa María y Miguel Luis Amunátegui, son apoyadas por una fracción del partido conservador y una mayoría de los liberales. Se trata de que Amunátegui se retire del palenque y ceda sus elementos a Santa María. Si esta fusión se realiza, tiene ese bando gran probabilidad de triunfo. Vergara y Altamirano son los candidatos del partido radical y de los belicosos que desean el aniquilamiento del Perú. Vergara cuenta con su apoyo con la influencia personal de Pinto, muy su amigo, y parece que Altamirano piensa ya en cederle el campo. Dañoso nos sería, en mi concepto, el triunfo de la candidatura Vergara. Este es también el candidato del ejército; aunque, a última hora, se ha tratado de hacer surgir la candidatura Baquedano, cuyo éxito pienso que nos convendría: ¿por qué? Porque no es hombre capaz de inventar la pólvora, porque a su sombra gobernarán muchos y habrá anarquía en el gabinete, porque Chile se militarizará, y porque Baquedano, en fin, no es respetado por la mayoría del ejército. Tuve, hace poco ocasión de oír contar a un jefe de alta graduación, que en la batalla de Miraflores hizo Baquedano tristísimo papel. En cuanto a la candidatura de don Francisco Echaurren, entiendo que morirá en su cuna.

Los chilenos no nos permiten recibir en Lima periódicos argentinos ni de su patria; así es que no puedo apreciar el espíritu de la prensa. No obstante, saco en limpio que Santa María y Vergara son los candidatos más prestigiosos. El mismo Baquedano ha pedido a sus partidarios que le den de plazo hasta el 29 de marzo, para compulsar sus elementos, y decidirse a aceptar o no la exhibición de su candidatura. Por el próximo vapor sabremos lo que haya resuelto; aunque, para mí esa vacilación en aceptar significa que él cree segura su derrota. Sentiré que no se exhiba; pues a más moros más ganancia, y sentiré doblemente que si se exhibe sea vencido.

REPUBLICA ARGENTINA. El telón está ya corrido. Nada tenemos que esperar de Buenos Aires. Roca ha ordenado el retiro de la legación argentina en Lima, y ya Uriburu está empezando a liar la maleta. Más claro... ni chocolate de hermitaño.

DESLEALTAD CHILENA. El Mercurio de Valparaíso trae cada día dos o tres columnas de cartas tomadas en la secretaría particular de usted. Algunas ha reproducido aquí La Actualidad; con esa alevosía conseguirán los chilenos, sino convertir en enemigos de nuestra causa a algunos hombres, por lo menos, resfriar su entusiasmo. Veo, amigo mío, que usted tenía que hacerlo todo y que, ni para insignificantes detalles, tuvo cerca de sí gente que lo ayudara y sirviera con interés patriótico, afecto personal y mediano buen sentido. Cuando la malhadada revolución de los Gutiérrez, antes que a salvarme yo, atendí a poner en salvo diez paquetes que contenían la correspondencia grave del coronel Balta dejando en el archivo sólo las cartas de rutina. Si tal arma hubiera caído en poder don Manuel Pardo, sólo Dios sabe hasta dónde la habría utilizado. Lo que digo de la correspondencia privada de usted lo repito sobre la particular y oficial de la secretaría de relaciones. Ya habría usted leído publicadas notas y cartas de Gómez Sánchez sobre subvencionar periódicos argentinos, etc... pero de lo que no tiene usted noticia es de una carta dirigida a Calderón por Domingo Vivero, secretario de nuestra legación en Quito, en la cual desarrollaba este no sé qué planes para derrocar a Veintemilla, en cuya intimidad vivía Vivero. Esa carta y unas notas (cuyo tenor ignoro) de Juan Luna fueron encontradas por los chilenos en la carpeta de Calderón y llevadas por Godoy a Quito. Viene de ahí el que Veintemilla esté furioso contra usted y que se haya comprometido con los chilenos para lanzarse sobre Tumbes y Piura, tan luego como ellos le indiquen es llegado el momento. En el Ecuador se habla sin embozo de este asunto. Culpa es, pues, de quien estuvo al frente de nuestra cancillería, haber dejado al alcance de los enemigos armas más poderosas que los cañones. Oigo hablar, sin que yo garantice la realidad de cartas y oficios del señor Lama sobre las repúblicas de Centro América, y díconme que son documentos gravísimos cuya publicación nos traerá la odiosidad de esos gobiernos y de sus pueblos. Se trata en esos papeles del cohecho de hombres públicos, etc. comunicaciones de igual carácter han encontrado los chilenos con referencia a Panamá. Estos fatalísimos descuidos de don Pedro José Calderón nos crearán graves dificultades en el porvenir.

A PROPOSITO DE RELACIONES EXTERIORES
Hace ocho o diez días que encontraron muerto, sentado en un sillón, en su cuarto, calle del Milagro, a don Ricardo Tirado, jefe de la sección diplomática y consular. Las conjeturas populares son variadísimas. Hablan unos de suicidio y otros de envenenamiento chileno.

MAS SOBRE LA ARGENTINA. El diario bonaerense La Tribuna Nacional, publicación semioficial, trae, en su número del 27 de febrero, un editorial en que se habla de la conveniencia de que los ejércitos chileno y argentino procedan de acuerdo para atacar a los araucanos y a los indios de las pampas. La idea no puede ser, en mi opinión, sugerida por Roca quien, como usted sabe, hizo varias expediciones contra los indios. ¿Querrá con esto distraer a los pocos belicosos que hay en la Argentina? ¿Será; para ellos lo mismo batirse con los salvajes que batirse con los chilenos? A pesar de esto, hay en Lima algunos optimistas que creen en guerra entre argentinos y chilenos, y que hasta en el retiro de Uriburu encuentran síntomas de ruptura. Esos optimistas añaden que junto con el almirante Brown vendrán nuestras dos cañoneras.

BOLIVIA. Con referencia a cartas de La Paz, se asegura que el 20 de marzo estalló en Potosí la revolución a favor de D. Aniceto Arce, el aliado de Chile, el García Calderón de Bolivia.

CONFERENCIA CHILENO-PERUANA. En mi anterior, y en tono chancero, anuncié a usted que entre algunos politicones de Chile germinaba la idea de una confederación de cuatro repúblicas. Pues, señor, hoy no río. El pensamiento toma consistencia, y el gobierno de Santiago lo discute con seriedad. Para principiar, parece que empezarán por la ocupación definitiva de Lima, invistiendo con carácter de intendente a Echaurren o a Isidro Errázuris, enviando un personal de empleados y hasta miembros del poder judicial. En el Itata, que es esperado para mañana, diz que recibieron ese pastel.

GOBIERNO DE LA MAGDALENA. En agonías y buscando la actitud menos ridícula de caer. Hoy está Lima empedrada de pecadores arrepentidos de haber firmado actas, arrepentimiento a que ha contribuido en algo un enérgico decretito de don Pedro Alejandrino del Solar, declarando traidores a la patria y comprendidos en el art. 8º del estatuto a los calderonianos que aparecieron por el sur. Han sido los chilenos los que en La Actualidad han dado a conocer el decreto, que ojalá tenga Solar energía para que no quede sólo escrito en el papel. Dicen los arrepentidos que los chilenos se han burlado infamemente de ellos; pues les ofrecieron retirar sus tropas a cantones, darles el palacio y la aduana del Callao, y permitirles formar una división de ejército con los prisioneros de la isla de San Lorenzo y los que existen en Chile, división con la que se prometían marchar sobre Jauja.

Pero después que la perfidia chilena los vio comprometidos en la farsa, los ha dejado con los crespos hechos y sin bailar; porque les exige para reconocer a García Calderón como gobierno: 1º Actas de adherencia, siquiera de un tercio de la república. 2º Reconocimiento del cuerpo diplomático y de la corte suprema. Entretanto han impuesto ya el pago de otro millón por marzo, y García Calderón (que no puede ni reunir otros 200,000 soles a cuenta del primer millón) no sabe cómo salir del atolladero en que por su gusto se metió, anarquizando el país, con gran contentamiento del enemigo. En pascua se cumple el plazo para la entrega del resto del millón, sospecho que malísima pascua va a tener don Francisco. Con el decreto de Solar que lo ha hecho presumir que a la fecha del coronel Luna, prefecto del Cuzco, andará a salto de mata; con el regreso de Jesús Elías, prefecto para Tea, y con la negativa respuesta que de Montero ha traído Carlos Elías, está el hombre (y con él su circulito) cariacontecido. Para Ayacucho ha enviado de prefecto a Federico Herrera, quien no creo sea más afortunado que Carlos Ferreyros en Chiclayo. En cuanto a Nicanor Gonzales (y contra mis presunciones), parece que regresará mañana desairado por sus comprovincianos de Ancash. Desengaños de tal magnitud harían saltar el pandero a cualquiera; pero don Francisco dice que quiere apurar el último, y el último es convencerse de si podrá o no reunir congreso para mayo. Con tal motivo, el día 7 tuvo en su casa su conciliábulo del cual resultó que hay en Lima 25 senadores y 27 diputados (argolla pura). En cuanto al senado, no halló motivo de alarma, pues teniendo quorum con 31 senadores, fácil será completarlo con Goiburu, tres o cuatro más que vengan del norte y sur, y en último caso resucitando dos o tres difuntos, aunque se diga de ellos como del cadáver de Lázaro jam fetet. Pero tratándose de la cámara de diputados, ya la cosa tiene muelas y colmillos de elefante. El quorum o dos tercios de diputados está representado por la respetabilísima cifra de 72, y es claro que ni usted en el centro, ni Solar en el sur, ni Montero en el norte dejarán pasar hasta Lima un solo huanaco civilista, amén de que creo serán poquísimos los que tengan deseo de concurrir por miedo a las acechanzas chilenas y teniendo en cuenta la ninguna independencia de que disfrutarían. La circular de García y García al cuerpo diplomático ha sido otra de las grandes contrariedades de Calderón. El Orden y toda la falanje argollera están trinando contra Aurelio. En una palabra, el castillejo de naipes calderonianos se derrumba, y se derrumba por obra exclusiva de los chilenos. Ellos lograron su propósito, que fue exhibirnos ante el mundo entero como un pueblo indigno, anarquizado y estúpido.

DAZA Y PRADO. No sólo los periódicos de Chile, sino aun cartas recibidas en Lima, cuentan que don Hilarión concurrió en París a un banquete que tuvieron los chilenos allí residentes, y que festejó en un brindis nuestros contrastes: ¡Vaya un canalla! Don Mariano Ignacio llegó a Panamá el 21 de marzo y se dirigió a Guayaquil en busca de su familia, que desde hace un mes lo esperaba allí. En Lima hay candorosos que recelan traiga Prado algún embuchado, de acuerdo con los enemigos, y que Malinokski, Zejers y otros apuntes hayan servido de agentes.

CONCLUSION. Suspendo mis crónicas hasta dentro de 10 días. En la que, abierta, incluyo para Neto encontrará usted la noticia del asesinato del Cabo Cruzate y otras pequeñeces.

Lima, febrero 8/81.